MEDIACIÓN FAMILIAR

MANOS

En nuestro despacho ponemos a su disposición la mediación como medio de solución de controversias por el que, a través de un proceso flexible y confidencial, las partes intentan voluntariamente por sí mismas alcanzar una solución negociada a su disputa.

La mediación es una de las formas alternativas de resolución de conflictos que puede ser la mejor manera de resolver disputas de forma más económica, rápida y menos arriesgada que un juicio, permitiendo alcanzar un resultado más satisfactorio para las partes que están en disputa.

¿Por qué resulta más beneficiosa la mediación?

  • Para que ambas partes sean escuchadas directamente y tengan la oportunidad de exponer su versión.
  • Por la absoluta confidencialidad de cuanto se exponga en el proceso de mediación, lo que aporta mayor confianza a las partes que intervienen sincera y abiertamente.
  • Porque mejora la comunicación, facilita el diálogo y reducen la hostilidad. En la mediación se crea un ambiente distendido de cooperación para ayudar a las partes a encontrar soluciones de consenso y que no haya vencedores ni vencidos.
  • Ahorra tiempo y dinero. A medida que pasa el tiempo puede aumentar la hostilidad y el alejamiento de posturas, motivo por el cual la mediación ahorra tiempo y dinero de tal modo que las partes buscarán la forma de lograr un acuerdo cuanto antes reduciendo así el estrés y con la satisfacción de alcanzar acuerdos sin acudir al Juzgado.
  • Porque son las partes quienes inician y acuden a la mediación voluntariamente y por consenso, nadie les obliga. Pueden elegir al mediador, diseñar el proceso y finalmente dar forma y contenido al acuerdo alcanzado.
  • Porque los clientes que alcanzan un acuerdo terminan más satisfechos, evitan daños mutuos o futuros, encuentran un ambiente privado y salvan obstáculos que de otro modo les impedían un acercamiento.